partido-X

He accedido a la página del “Partido X” y no he sabido si echarme a reir o a llorar. Sus autores, más de noventa personas que, según dicen, han estado trabajando en el proyecto durante un año, brillan por su ausencia. No hay ni rastro de ellos en su lacónica presentación en esa página que han sacado y que domina un repelente PUNTO AZUL que tira de espaldas. El hecho de no dar la cara es algo que no se puede perdonar y menos cuando hablan de auténtica democracia. ¿De qué se esconden? ¿Cómo pueden presumir que su partido lleve como mascarón de proa la TRANSPARENCIA, si los fundadores no dan la cara, ocultándose en prosaicas razones que nadie comprende?

Este partido al que pomposamente llaman PARTIDO DEL FUTURO-PARTIDO X, renuncia, al parecer, a la ideología en favor de un método(?). ¿Abogan por una administración aséptica, quizás? ¿Dónde he escuchado algo parecido? Ah sí, al filósofo ultraliberal Sabater y su fin de las ideologías.Bueno pues este partido X pretende salvarnos con un “método”, que hará morir de éxito a los forofos y curris de la red.Un WikiGobierno ––no sé si una especie “Matrix” para los devotos de las nuevas tecnologías de la comunicación––, que nos salvará de los políticos, de los diputados, de sus señorías, que serán reemplazados por “empleados públicos al servicio del bien común“. Increíble el lenguaje de estos posmodernos. Esas jergas del “servicio al bien común” y del “sentido común” y otras zarandajas retóricas con las que se engaña al personal les encanta a los fascistas y a los “apolíticos”, sus hermanos de sangre. En verdad dan mucho juego. ¡En la era digital el bien común suplanta la odiosa y anacrónica ideología! Curiosa tropa la de estos aventajados. ¿Quién o quiénes se esconden en el Partido X? ¿Como pueden insinuar que pasan de las ideologías y después decir que se pueden asumir “demandas liberales de sistemas más eficientes”, según explicó ayer su anónimo y embozado portavoz a un periodista de un importante medio. ¿Al partido X, Democracia y Punto o como se llame no le sirve el socialismo real, por ejemplo? Lagarto, lagaaarto.

Soy consciente de la enorme capacidad que tiene la red para conformar y mejorar una democracia, pero no se puede plantear algo como estos señores han hecho con retazos de experiencias aquí y allá y amalgamarlo todo para que internet resuelva primeros planos infumables. Que estemos en esta desgraciada era posindustrial no significa que seamos más modernos ni avanzados socialmente. Es algo tan obvio en los tiempos que corren que no creo que haya nadie tan estúpido que crea que, porque dispone de un móvil “inteligente”, disfruta de una sociedad más avanzada. En tecnología quizás sí, pero no es el caso. Este ambicioso ágora digital que se propone, y que no olvidemos nace con voluntad de partido, carece de ideología por lo que a mi y seguramente a otros muchos no nos sirve, además de ponernos en guardia. Tampoco me hace ninguna gracia eso de ser un partido que por lo que se adivina en su mensaje, pretende acabar con la partitocracia, convirtiendo a los políticos en empleados públicos. ¿Esto nos llevaría a un partido único virtual o he leído mal? Es más que lamentable el oscurantismo y la falta de claridad en esa web de promoción que han publicado. Lo único que me ha quedado claro del mensaje es ese odioso punto AZUL. ¿Por qué azul y no de otro color? Si no querían el rojo, por ese prurito de posmodernos, hay más donde elegir en la plantilla de Pantone.

En fin, creo que en la red hay, afortunadamente, mucha gente avispada y con ideología que este proyecto les va a atufar como mínimo a raro, y máxime en la situación que estamos, sintiendo el aliento del fascismo en el cogote.

j.m.boix